miércoles, 16 de septiembre de 2009

Sacramental

Imágenes enviadas por Manuel - Madrid hacia arriba

Construido como ampliación del Cementerio de la Sacramental de San Pedro y San Andrés, recibe en la actualidad el nombre completo de Cementerio de la Sacramental de San Isidro, San Pedro y San Andrés. Siendo propiedad de la Archicofradía del Santísimo Sacramento, San Isidro Labrador y Ánimas del Purgatorio. Fue el segundo que se construyó fuera del casco urbano ante la prohibición del rey José Bonaparte de enterrar a los difuntos en el interior de las iglesias. Se construyó en 1811. La ermita, la Sacramental y los terrenos colindantes fueron confimados en su posesión a la Sacramental por el rey Fernando VII en 18 de septiembre de 1814.

Situado detrás de la ermita de San Isidro sobre el llamado Cerro de las Ánimas, en el entorno de la actual Vía Carpetana, dando por delante a la avenida de la ermita del Santo.
Durante el siglo XIX se convirtió en el cementerio de calidad de Madrid, siendo el preferido por la aristocracia, los políticos, los grandes burgueses y los artistas, lo que nos ha legado, entre sus siete patios, un conjunto de panteones de gran calidad arquitectónica y artística dentro del monumento funerario.

Los arquitectos empleaban todos los recursos disponibles, enriqueciendo sus trabajos con elementos escultóricos y la presencia de oficios artísticos de cantería, forja, vidrieras y esmaltes. Estando considerado uno de los cementerios más interesantes de Europa. Está catalogado como Bien de Interés Cultural en la categoría de Conjunto Histórico.
De los siete patios que conforman el cementerio los tres más antiguos son también los tres más interesantes. Estos son rectangulares, de forma claustral, en la que se encuentran los nichos, que es la parte más sobria.

El más antiguo de los patios es el de San Pedro (1811), diseñado por Rafael Isidoro de Hervías y en él se pueden encontrar las sepulturas de Antonio Fraseri (médico de Fernando VII), de Bernardo Conde (director de la Fábrica de Cerámica del Buen Retiro), Campomanes, la familia Madrazo. Es de señalar también, que desde este patio se tienen unas panorámicas espectaculares de Madrid. En el patio de San Andrés de 1829 y obra de José Llorente, descansan entre otros el general Diego de León y el conde de Toreno.

El patio de San Isidro es obra de José Alejandro Álvarez construido en 1842 y en él descansan personajes como Leandro Fernández de Moratín, Ramón de Mesonero Romanos, Antonio Maura, José Canalejas, Consuelo Bello (la Fornarina), Manuel Montes de Oca... A mediados del siglo XIX se hace necesaria una nueva ampliación, construyéndose el patio de la Concepción, de estructura neoromana de columnatas y torreones, que encierra un formidable conjunto de panteones con todos los estilos del siglo XIX. Los recintos posteriores ya no alcanzan la calidad de los cuatro anteriores.

El blog del día: Yardan Club

8 comentarios:

Angel Sanz dijo...

Hola que tal? Soy Angel Sanz, Te interesa poner anuncios de texto en tus blog.
Puedes ganar hasta 50 euros por cada blog o web.

Le rogamos nos remita los blogs , para poder revisarlos
Saludos cordiales.


Angel
tel : 34 691533734 // España +34

Puedes contactar por mesenger si quieres:

angelsanz.comercial@hotmail.com


Puedes contactar por facebook si quieres :

angelsanz.comercial@hotmail.com



Tambien tenemos un sistema de referidos , que ganas una comision mensual
por cada pagina o blog del usuario que traigas , la comision de referidos es de 10 hasta 50 euros mensual por pagina o blog.

Stultifer dijo...

angel sanz The computer says non.

Winnie0 dijo...

La primera escalera....me da miedo...Besos

caotico_jq dijo...

Es verdad, qué miedo da la primera foto...

Thiago dijo...

jaja dile a ese Angel Sanz que vaya a poner los anuncios al Sacramental, no te jode, jajaja

Cari, este post esta muy bien, pero mira, esas escaleritas que nos esperen muchos años,jajaja

bezos

Cosechadel66.es dijo...

SOn escaleras escaparate, se miran pero mejor no tocarlas...

Carpe Diem

weblara dijo...

Que tarde muchos años, pero no entro ahi ni muerta, nunca mejor dicho, que liberen mis cenizas donde quieran, pero que no me metan ahí.
Besucos!

Stultifer dijo...

winnie Esa escalera baja a una cripta. Los que reposan allí jamás pueden hacer nada. No hay miedo.

cañotico A mí me produce mucho morbo esa escalera. Será que jamás tuve miedo a los cememterios.

thiago Ahora en lugar de escaleras voy a ser el Segundamano con anuncios. Qué poca formalidad.

cosecha Cuando a uno le llevan allí, ya no las pisa.

weblara Mujer, muerta, muerta... te llevan. Yo soy también de liberar cenizas. De esparcir.