viernes, 13 de abril de 2012

Necrópolis Nacional de Chasselay

Fotos enviadas por Esther i Toni

El tata de Chasselay, oficialmente conocido como Necrópolis Nacional de Chasselay, es una necrópolis militar situado en Chasselay, en el departamento francés del Rhône, donde están enterrados 188 soldados senegaleses masacrados por la División Totenkopf de las SS alemanas. Esta necrópolis ha sido construida con un estilo arquitectónico africano. En África Occidental tata significa "túmulo de tierra sagrada", donde se entierra a los guerreros muertos en combate.

Entre el 19 y el 20 de junio de 1940, en Chasselay, los soldados coloniales senegaleses del ejército francés, en una desventaja de 1 contra 100, retardaron la entrada del ejército alemán en Lyon, declarado "ciudad abierta" el 18 de junio de 1940. Los soldados senegaleses no fueron advertidos de la situación por el ejército francés y organizaron la defensa de Chasselay el 17 de junio, a 15 km al noroeste de Lyon. Levantaron varias barricadas con la ayuda de los soldados del 405 regimiento de artillería antiaérea de Sathonay, del 25 regimiento de fusileros senegaleses, de los legionarios franceses (dos de los cuales también reposan en el tata) y también la ayuda de civiles.


Tras haber encontrado escasa resistencia más allá de Dijon, los alemanes llegaron el 19 de junio de 1940 a Montluzin, donde chocaron los franceses. Los franceses sufrieron 51 bajas militares y una civil y unos 40 alemanes resultaron heridos.
El 20 de junio de 1940 se produjo un segundo enfrentamiento en el castillo de Plantin. Los alemanes hicieron unos 70 prisioneros que dividieron en dos grupos: los franceses blancos y los senegaleses negros.



Tras obligarlos a recorrer dos kilómetros a pie, los soldados franceses asistieron al fusilamiento de sus compañeros senegaleses por las ametralladoras de la 3ª división Panzer de las SS Totenkopf. Los franceses blancos fueron encarcelados en Lyon. Los habitantes de Chasselay, horrorizados por la masacre,enterraron los cuerpos de los senegaleses en un cementerio inaugurado el 8 de noviembre de 1942.
Todos los años se celebra en Chasselay una ceremonia oficial, donde asisten representantes de Francia y Senegal.

7 comentarios:

emejota dijo...

Aquí aprendiendo. Nunca me habría imaginado un cementerio rosa.

Stultifer dijo...

EMEJOTA
Los hay de colores variados... Nos vamos a reír mucho con esta nueva etapa.

Uno dijo...

Una rareza. Que extraño cementerio y que terrible historia.

Esther i Toni dijo...

Esperamos éste también te agrade:http://imatgesdesilenci.blogspot.com.es/2008/01/cementiri-jueu-de-trbic-repblica-txeca.html .

Observatorio Gay Granatense dijo...

Como te dije al inicio de esta saga, en cada cementerio se encuentra la historia del pueblo, en cada tumba la de un ser humano irrepetible, y ene stos cementerios comunales, grandes acontecimientos muchos de los cuales desconocemos, aunque me alegro de esta nueva saga que inicias, pues no dudo de todo lo que aprenderé de tu mano, paseando por estos santos lugares.....

hm dijo...

Puede sonar macabro, pero me han dado ganas de conocer ese cementerio... como visitante muy fugaz, claro.

Stultifer dijo...

UNO
Queda un recinto romántico, algo kisch tipo Hello Kitty.

ESTHER I TONI
Lo utilizaré. Muchas gracias.

OGG
Todos los cementerios son para observar.

HM
No es macabro querer visitar cementerios. Hay muchas personas que lo hacemos.