domingo, 21 de noviembre de 2010

Juan Ciudad Duarte

¿Recordáis los libritos de "Vidas de santos"? Hoy: San Juan de Dios.

El blog del día: Foto Pacelli

10 comentarios:

Jimbissimo dijo...

Hahaha! No me encantan las vidas de santos eh?
Yo me leo libros como el de maria antonieta... que esa SI que deberia ser santa! ;)

Stultifer dijo...

JIMBISSIMO - Hay una buena colección.

Xim dijo...

Juan de Dios, pero ¿ese no era el gitano aquel que tenía un hijo llamado Ricky?... el primo del tío la vara vamos....

Lakacerola dijo...

Juer, ¿es que acabas de venir de misa?

Thiago dijo...

jaaj por dios, San Juan de Dios... yo paso, cari, solo sé que Los Hermanitos de San juan de Dios, tienen residencias de ancianitos y un montón de propiedades en pisos en Madrid que alquilan para sacar sus buenos dineritos... que previamente han heredado de los viejos que cuidan... todo muy sospechoso, no? jaja

bezos.

Stultifer dijo...

XIM - De los Heredia de toda la vida...

LAKACEROLA - Vi la escalera en azulejos, esas deformidades de pies enormes. ¿Dónde está la pasarela de carritos? ¿No hay silla de ruedas?

THIAGO - Aquí, en Málaga, hay una casa llena siempre de mujeres y ropa usada y un comedor asistencial. Vamos, al que asisten unos y otros. No todo van a ser pollas.

emejota dijo...

Recuerdo los "tocaditos" elevados a los altares. Un fuerte abrazo.

Stultifer dijo...

EMEJOTA - Cada vez que paso delante de ese azulejo me dan ganas de llevarme las manos a los ojos para tapármelos. Cómo nos gusta un mártir.

Paco Benitez-Aguilar dijo...

Juan de Dios, el fraile que creó la Orden que lleva hoy su nombre, fue un hombre extraordnario tomado por loco, porque ayudaba a los enfermos que se encontraba en las calles de Granada, donde se concentraba la nobleza y la riqueza por una parte y la pobreza extrema. Recogía cadáveres de las calles y para darles un entierro digno, llamaba a casa de los poderosos. Si no les daban ropa o ayuda para enterrar, les dejaba el muerto en el patio.
A San Juan de Dios se le sumaron otros cuatro frailes para atender a más de cien personas. Luego, ya muerto San Juan de Dios, como enfermeros participaron en la Guerra de las Alpujarras y en la Batalla de Lepanto. Hay hospitales en los cinco continentes. Ahora no piden dinero, sino manos que quieran colaborar en los comedores a los que van tanta gente necesitada.

Stultifer dijo...

PACO BENITEZ - La vida y obras de Juan de Dios están muy relacionadas con Úbeda, donde fundó la orden, y con Segovia, donde está enterrado.