miércoles, 23 de junio de 2010

Moisés Gil

Una aportación de Paco - Fotoblog

Moisés Gil expone en Madrid, en Casa de Vacas. Nació en Cocentaina, localidad del Condado de Cocentaina (El Comtat), en Alicante, en 1963. Es Doctor en Bellas Artes por la Universidad Politécnica de Valencia y profesor titular del Departamento de Escultura de la Facultad de Bellas Artes de San Carlos de Valencia. Comenzó su formación en el taller de su padre en la escuela de Artes y Oficios de Alcoy, realizando posteriormente estudios en Artes y Oficios y en la Facultad de Bellas Artes de San Carlos ambas en Valencia. Pareja a su labor artista, ha desarrollado una importante labor docente en Huesca, Orihuela (Alicante) y Valencia.

10 comentarios:

Paco dijo...

En la cabecera de su blog se ve una escalera más larga, pero no sé si estará en la exposición porque estaba a medio montar.

Saludos

Stultifer dijo...

PACO - He mirado su blog y tiene unas esculturas interesantes.

MA dijo...

Arte en el escalón principal, unas estatuas muy originales.
Felicitaciones amigo.
Un abrazo de MA .

Stultifer dijo...

MA- un objeto tan cotidiano como la escalera da mucho de sí.

SERGIO dijo...

curiosas las esculturas

Stultifer dijo...

SERGIO - Verdadero trabajo de un creador. Las maquetas parecen fáciles. Lo difícil es llevarlas a su tamaño para exponer en la calle.

emejota dijo...

¿Podria tener influencia del famoso escultor apellidado Perez y de cuyo nombre no recuerdo, pero que ocupaba grandes espacios con figuras orientales de tamaño natural, y que falleció joven e inesperadamente? ¡Que putada de memoria!!!
Un abrazo.

Stultifer dijo...

EMEJOTA - Las adivinanzas deben ser más fáciles.

Adrianos dijo...

veo otra escultura homenaje a ti... y además acompañado... ¿quien es el compañero de escaleras?

Stultifer dijo...

ADRIANOS - Sin duda en mi mente aparece Pavel... Pero aquella historia ya pasó. Ahora tengo pintores en casa (sin escalera) pero ya encontré un sistema para acceder a los lugares más altos: Un palo largo de 15 euros con adaptador telescópico. ¿Ha muerto la escalera? Le preguntaré a Nieves Concostrina.