jueves, 10 de junio de 2010

Visita fugaz

Las fotografió Marquis de Lannes, como un relámpago

El Museo Picasso de Málaga expone una muestra sobre los caballos y el artista universal. La imagen de la entrada al antiguo Museo de Bellas Artes ya absorbe al visitante e invita a adentrarse en sus salas.

Aunque claro, con un picaporte en forma de pene erecto, la atracción es más que sugerente.

Y tras un poquito de cultura, unos vinitos en El Pimpi, bodega de solera malagueña que estos días aún mantiene su particular cruz de mayo. Vinitos y tapas.

Una observación del viajero: La limpieza de las señales de tráfico. Lástima que sea de prohibición para una ciudad que se considera tan abierta.

13 comentarios:

Thiago dijo...

jaj cari, pero alguna dirección habrá que prohibir, sino el caos sería total y Lannus y tú mismo podríais daros un ostión, aja

bezos

Fer M dijo...

Hoy me he levantado con una gran alegría entre tanta mala noticia en la radio.

Siento que no me lo merezco de ninguna manera, pero me hace mucha ilusión igual. Entre eso y que hoy mi compa de piso hace pulpo con cachelos para comer me voy a ablandar mucho mucho.

Un fuerte abrazo!

Didac Valmon dijo...

qué grande el pimpi...no pude ir al museo, pero sí me llevaron al bar. WQué cosas

Claudia Ibañez dijo...

Ese lugar "El Pimpi" luce prometedor...

Stultifer dijo...

THIAGO - Es bueno que haya direcciones prohibidas para así poder saltarnos la norma.

FER M - Y nosotros nos alegramos de tu alegría.

DIDAC - Muchas veces usamos El Pimpi como pasadizo, pero es agradable recorrerlo. Ahora, el Museo Picasso está invitando a algunos blogueros de Málaga a sus exposiciones debido a su política de expansión. Están un poco hartos de turistas de media hora corriendo por sus pasillos.

emejota dijo...

¡Que fino hilamos, si no lo escribes una sigue en las nubes! Un abrazo

Stultifer dijo...

EMEJOTA - Por el hilo se encuentra el ovillo.

Córdoba dijo...

Ey, Gracias por el Stultifer de Oro. He estado alejada del blog. Disculpa por la tardanza en enviarte escaleras, pero te he dejado un par de ellas en el correo electrónico.

theodore dijo...

La verdad es que la rehabilitación del edificio para el Picasso quedó estupenda. Otra cosa es que sea carísimo (siendo público) y que el contenido deje un poco que desear. Tal vez es que no se puede tener todo. Aunque...¿por qué no se iba a poder tener todo?

Y el Pimpi por suerte conserva su encanto, a pesar de estar en el ojo del huracán (turístico).

Ay, esa Málaga tan nuestra...

Adrianos dijo...

me gusta que limpien las señales...

Stultifer dijo...

CORDOBA - Ya tengo tus escaleras en la línea de salida para colocarlas el día menos pensado. Gracias.

THEODORE - La primera vez que entré en El Pipi pensé que sería uno de esos sitios donde los clientes cantaban, alborotaban... como un mesón típico, por ejemplo, como los de la Cava Baja de Madrid. Qué decepción. Me pareció algo frío. No es uno de mis sitios preferidos.

ADRIANOS - Me haces dudar. No se si las limpiaban o directamente ponían una prohibición más.

- YOGUR - dijo...

Yo subo las escaleras que me digas, que fijo que me llevan a sitios interesantes si tú las recomiendas, pero al final del camino que me espere una bebida refrescante y un sitio con sombrita, que con estos calores me consumo, eh? ;p

Un abrazo!

Stultifer dijo...

YOGURT - En algunas cimas hay refrescos. En otras... el refresco está al descender.